Ruinas

16.04.2018

La vida pasa delante de nuestros ojos sin darnos cuenta. No paramos a disfrutar de un presente porque nos preocupamos por algo tan incierto como el futuro, lo que nos impide ser felices (si es que se puede llegar a ese estado anímico. 

Cuando se construye algo se piensa que será para siempre, que perdurará en el tiempo...y el implacable paso del tiempo solo deja ruinas de Torretes, del Torreón, en mi alma.....